Ucrania

Nueva fosa común en Jersón tras la retirada de Rusia: cadáveres maniatados y con agujeros de bala en el cráneo

Algunos estaban con las manos atadas con cuerdas y presentaban agujeros de bala en el cráneo, la boca muy abierta y los dientes cubiertos con una espesa capa de barro negro.

Publicidad

Este lunes, se ha localizado en Ucrania otra fosa común. Han aparecido seis cuerpos en el patio de una vivienda en Jersón, algunos de ellos con heridas de bala en la cabeza y con las manos atadas. Se piensa que fueron ejecutados en abril, cuando Rusia ocupó la ciudad ucraniana.

Los habitantes y los policías se han horrorizado al ver esta muestra de las atrocidades rusas después de que se encontrara la fosa común el lunes en Pravdyne, un pequeño pueblo cerca de la ciudad de Jersón. La fosa ha sido descubierta poco después de la retirada de Rusia de la ciudad sureña de Ucrania.

Cadáveres con signos de tortura

Según ha informado New York Times, de la fosa común se han recuperado los cuerpos de seis personas, que fueron enterradas después de ser asesinadas. Los vecinos del Pravdyne no pudieron identificar a ninguno de ellos, por lo que se cree que eran provenían de algún otro lugar. "Todos estos eran ciudadanos ucranianos que fueron asesinados", ha confirmado el fiscal Kostiantyn Podoliak, que se ha acercado al lugar para examinar la fosa.

Primero fueron hallados unos pequeños huesos, tras lo cual comenzaron a desenterrar los cadáveres. Algunos estaban con las manos atadas con cuerdas y presentaban agujeros de bala en el cráneo, la boca muy abierta y los dientes cubiertos con una espesa capa de barro negro. Los funcionarios ucranianos han aseverado que esta demostración de la brutalidad rusa es visible en todas las áreas de Ucrania desde donde se han retirado las fuerzas rusas, no solo en Jersón.

Jersón y los pueblos de los alrededores en el sur de Ucrania permanecieron bajo la ocupación del ejército ruso durante unos ocho meses, de donde se retiró hace dos semanas. De confirmarse que estas personas fueron torturadas y asesinadas por soldados rusos, se confirmaría también un crimen de guerra perpetrado por el ejército de Vladimir Putin.

Publicidad